miércoles, enero 30, 2008

UNA VIDA FUNCIONAL

Los últimos 7 años de mi vida he vivido cerca de una meta. De esas que te fijas sin saber como y que todo el rato parece que esta al alcance de la mano. Es una de esas metas sobre la cual la gente opina que es un gran logro, cargada de éxito. En torno a ese fin he organizado mi vida, la vida de mi familia, la de la gente que esta a mi lado. La mayor parte de mis amigos en la actualidad han sido marcados por esa meta. Siete años después aquí estoy, ahora sí esta al alcance de mi mano. ¿Y ahora qué? Ahora soy un tío que ha pasado los últimos siete años medio borracho y el la otra mitad encerrado en una sala de estudio. La conclusión es que para ser ingeniero hay que vivir abstraído del puto universo. He tenido mis buenos momentos como todo el mundo, no soy un antisocial y la fama de farras creo que ya no me la puedo quitar por muchos esfuerzos que haga. Pero lo peor no es lo que sacrificas a propósito si no ese cúmulo de consecuencias que vienen detrás y que no contabas. ¿Acaso me he enamorado? ¿He estado al lado de mis padres lo suficiente? ¿He podido viajar y conocer todos los lugares que me hubiera gustado?
He sacrificado muchas cosas para tener una vida ordenada y funcional. ¡Qué me devuelvan mi vida !
después de esta pequeña reflexión he llegado a la conclusión de que no me creo la mitad de las cosas que he escrito. EL futuro y el presente lo decido yo.

1 comentario:

yooorch dijo...

en lo de tu fama con las juergas, estoy deacurdo, no creo ke la puedas enterrar por mucho ke kieras XD

pero lo de los viajes, se arregla rapido. no te preocupes ke si eso montamos uno a las britanicas y te damos un paseo por escocia (para ke recargues las pilas esas tan raras ke usas tu)

un abrazo y animo, ke nos vemos pronto